domingo, 21 de octubre de 2012

Centenario con clarines

Me habla la Bibliotecaria de que la revista Clarín va por el número 100, por lo que han confeccionado un volumen algo especial (sin ser demasiado, pues no necesitan esforzarse para tener atractivo). Le digo que con esos dígitos pueden estar en ese estado al que decía Vela Zanetti (1913-1999) que aspiraba, durante los años esforzados y clamorosos (para él) del exilio que pasó entre 1939 y 1960, en los que incluso pintó el primer mural de los adjudicados en la obra de Naciones Unidas: "quiero alcanzar esa zona bienaventurada en que no se oigan ni el latido del aplauso ni el rumor del fracaso". Es lo que hace el pintor cuando regresa a España y se asienta en su lugar de origen: Milagros.

Sea como sea lo que sientan quienes editan Clarín, leemos con igual gusto el entusiasta relato biográfico de Darío Villanueva [resulta extraño y consolador encontrar en este mundo personas con fe] o los poemas de Javier Almuzara:

Pasa la pelota

Recoges la pelota “made in India”

que ha venido rodando hasta tus pies

y evocas una historia dickensiana

de niños que no juegan sino a ser

adultos engañados como niños.

[…]

Pero una voz real viene a sacarte

de tu ensimismamiento solidario.

”¿Podría devolvernos la pelota?”

te urgen desde el patio de la escuela.

Acepta esta lección, pon punto en boca,

y deja ya de echar balones fuera.

Felicidades

2 comentarios:

  1. El esfuerzo tiene un camino interno. La realidad marca el externo.

    ResponderEliminar
  2. ¡Uf, desconocida, qué razón tienes!

    ResponderEliminar

Nos encantan los comentarios y que nos cuentes lo que quieras.